Voluntariado Tutelar “de persona a persona”

Jornada de Voluntariado Tutelar

La Fundación Tutelar Futuro celebró el pasado 1 de diciembre, con motivo del Día Internacional del Voluntariado, una charla coloquio sobre Voluntariado Tutelar con el objetivo de fomentarlo y promoverlo, así como para destacar el importante papel que cumple en las Fundaciones Tutelares.

Para ello contaron con la Asociación Española de Fundaciones Tutelares que estuvo representada por Roberto García, miembro del Grupo de Trabajo de Voluntariado, así como con la Fundación Tutelar TAU y la Asociación Paz y Bien de Sevilla. Además, el acto contó con la presencia de profesionales, patronos y personas voluntarias de la Fundación Tutelar Futuro, así como miembros de la Asociación San José.

Desde la AEFT, se puso en valor la importancia de la figura del Voluntariado Tutelar como un agente más que participa de la mejora de la calidad de vida de las personas con discapacidad intelectual o del desarrollo, apoyadas por las Fundaciones Tutelares. En este sentido, se explicó que las personas voluntarias ayudan “a mejorar la inclusión de las personas apoyadas por estas entidades, favoreciendo su participación en la ciudadanía y el apoyo a la toma de decisiones”. Por su parte, Yolanda Aguilar, referente de tutela de la Fundación Tutelar TAU, destacó que “nuestra labor es acompañar a las personas con discapacidad intelectual, escucharlas y comprenderlas, sólo así conseguiremos que tengan una vida normalizada y conseguir que tengan una vida plena y la inclusión en la sociedad.”

Desde la Fundación Tutelar Futuro, y tras hacer un recorrido sobre su experiencia en el apoyo a las personas con discapacidad intelectual o del desarrollo, con capacidad modificada jurídicamente, concluyeron que “a través del Voluntariado Tutelar se crea un vínculo muy importante entre la personas voluntaria y la persona con discapacidad, formando parte de su vida, sintiéndose escuchados y valorados como personas, y lo más importante, se crea un “trato de persona a persona.”

Deja un comentario